Se pierde en el tiempo

En la memoria y sólo de vez en cuando

aparecen palabras que tú me dijiste,

robadas de los papeles que bajan,

de la luna a posarse en el mundo.

Hubo un tiempo en que la vida fue meter,

bucear en los charcos sin respirar,

buscar por los rincones amores de vertedero nocturno.

Ahora, sólo me esperan los recuerdos

de los que dueño es el tiempo,

y un cigarro que al fumarlo

me cuenta que una vez volé…

Iñaki Navarlaz Rodríguez

1993 – 2017

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s